¿Cuál es el procedimiento para utilizar de la mejor manera la emulsión QLT?
Respuesta a la pregunta de Sebastiano

Para utilizar con buenos resultados la emulsión QLT (y cualquier otra emulsión en general) se recomienda el siguiente procedimiento.

  • Distancia de la lámpara respecto del bastidor. La distancia ideal entre la lámpara y el bastidor sería de 1,5 metros, pero pienso que 1 metro también puede ser suficiente para lograr buenos resultados.
    Probaría con un tiempo de insolación de 4 minutos.
  • El grosor de la emulsión. Normalmente, el grosor de la emulsión se mide en micrones y no en milímetros, y el grosor final del bastidor emulsionado debe corresponder casi al de la tela: la emulsión se encuentra entre las mallas y la capa exterior es realmente delgada.
    Para lograrlo, se debe realizar la última pasada con la cubeta “de recuperación”, es decir, raspando con presión moderada la emulsión en exceso y recogiéndola en la cubeta.
  • La emulsión delgada tiene varias ventajas:
    1)  la emulsión, al secarse, no forma gotas
    2) el grosor es más constante, no depende de la mano del operador, y por eso los tiempos de insolación se pueden controlar mejor
    3) si algunos trazos del dibujo son muy delgados la luz no “circula alrededor” de la película y no endurece la emulsión debajo de estas líneas.
    Creo que el inconveniente que encuentras (las líneas delgadas que no se abren) depende de una capa de emulsión demasiado pesada, de un tiempo de insolación excesivo para la distancia de 35 cm de la lámpara y, tal vez, de que el tóner láser no produce en la película un negro lo suficientemente cubriente.

–  Después de 30 minutos de lavado cualquier emulsión sufre los efectos, se disuelve o, si es demasiado gruesa, se separa en escamas del bastidor.
Ten en cuenta que el revelado en agua del bastidor es una operación que no debe llevar más de 4-5 minutos.
Si después de ese lapso no sucede nada, significa que hay algo que no funciona bien.

¿Necesitas ayuda?